El colesterol alto debe abordarse desde distintos puntos de vista. En primer lugar hay que cambiar hábitos que favorezcan el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, es decir, fumar, beber alcohol, tener problemas de sobrepeso u obesidad y una mala alimentación.
Muchas veces estos cambios no se llevan a cabo y la única solución para controlar el colesterol es tomando medicamentos. Si el medico recomienda un fármaco es muy importante tomarlo, aunque se decida hacer también dieta. Con una dieta para reducir el colesterol se puede conseguir disminuir la cantidad de medicamento que necesita tomar la persona.
La OMS (Organización Mundial de la Salud) recomienda que cuando haya hiperlipidemias, como es el colesterol alto, se haga una dieta pautada y controlada durante 1 año antes de acudir a los fármacos.
El colesterol se encuentra en alimentos de origen animal y que normalmente son ricos en grasa saturada. En la siguiente tabla puedes ver los principales alimentos que tienen colesterol y los que no.


Dieta para reducir el colesterol

Cuando el colesterol está elevado hay que cuidar mucho la alimentación. En primer lugar, si existe sobrepeso hay que corregirlo. Además, hay que comer alimentos que favorezcan la reducción de colesterol en sangre.
La dieta para reducir el colesterol debe se rica en:
  • Fibra: por que disminuye la absorción de colesterol en el intestino.
  • Ácidos grasos insaturados: aumentan el colesterol HDL (el bueno).
  • Antioxidantes: sobretodo Vitamina C y Vitamina E.
Características principales y consejos prácticos de la dieta:
  • Rica en frutas y verduras: hay que consumir 5 raciones entre fruta y verdura al día.
  • Consumir más pescado que carne: carne roja máximo 1 día a la semana, carne blanca 3 días a la semana, pescado blanco mínimo 4 días a la semana y pescado azul 2 días a la semana.
  • Eliminar los embutidos grasos: se puede consumir jamón serrano, jamón york y fiambre de pavo con moderación.
  • Moderar el consumo de huevos (4-6 huevos semanales) para dar cabida a otros grupos de alimentos.
  • Eliminar las pastas, los bollos y las galletas.
  • Reducir al máximo el consumo de azúcar y de productos azucarados.
  • Comer legumbres y cereales integrales: legumbres al menos 2 días a la semana y productos integrales todos los días.
  • Evitar los alimentos fritos y las grasas procedentes de frituras: consumir preferentemente aceite de oliva crudo.
Es importante combinar la dieta para reducir el colesterol con actividad física diaria, como caminar, subir escaleras, etc.

0 comentarios:

Publicar un comentario


ELIMINA ESTE AVISO CON UN "ME GUSTA" DOBLE CLICK EN "CERRAR" PARA ELIMINAR PUBLICIDAD
Coach Nutricional

TODAS LAS DIETAS

COMPARTENOS

DIETAS MAS VISTAS